LA «ORACIÓN MENTAL» SEGÚN TERESA DE ÁVILA

Acercamiento desde la obra y recopilación de Valentín de San José, Madrid 1969.

Teresa de Ávila de Bernini
Éxtasis de Sta. Teresa por Bernini

Hemos presentado brevemente en entradas anteriores el tema de la oración cristiana según uno de los maestros espirituales de la antigüedad cristiana, Evagrio Póntico. Deseamos presentar en esta entrada, también brevemente, a Teresa de Ávila (1515-1582) y lo que ella por medio de su práctica asidua descubrió y estableció sobre la práctica de la oración, especialmente la que ella denominó «oración mental». En el libro sobre su Vida 8,5 definió la «oración mental» como tratar de amistad, estando muchas veces a solas con quien sabemos nos ama. En el prólogo de su Vida, Teresa señala que escribe dicho libro para dar a conocer, entre otras cosas, la forma y el modo de practicar la «oración mental», pues muchos y muchas la han importunado para que les enseñe algo sobre dicha práctica espiritual. El modelo de oración de Teresa de Ávila, según ella misma indica, se lo enseño el mismo Señor. Sin entrar en detalles sobre el cómo, podemos citar algunos breves pasajes bíblicos del Nuevo Testamento donde podemos leer lo constante que era Jesús en su práctica de oración: conviene orar perseverantemente y sin desfallecer (Lc 18,1); Velen orando en todo tiempo (Lc 21,36); Jesús se retiró a orar en un monte y pasó toda la noche haciendo oración a Dios (Lc 6,12); Jesús subió solo a orar en el monte, y entrada la noche se mantuvo allí solo (Mt 14,23); Velen y oren para que no caigan en la tentación (Mc 4,38).

A través de lo que Teresa de Ávila nos refiere sobre lo ardua que puede ser la práctica de la «oración mental» nos percatamos que la Santa de Ávila practicaba una forma de oración silenciosa, en la que los pensamientos, emociones, y deseos deben estar aquietados, no sin una persistente atención, por el silencio mismo: Muy muchas veces, algunos años, tenía más cuenta con desear se acabase la hora que tenía por mí de estar, y escuchar cuando daba el reloj, que no en otras cosas buenas… Era tan incomportable la fuerza que el demonio me hacía, oh mi ruin costumbre, que no fuese a la oración, y la tristeza que me daba entrando en el oratorio, que era menester ayudarme de todo mi ánimo…, para forzarme… Y después que me había hecho esta fuerza, me hallaba con más quietud y regalo que algunas que tenía deseo de rezar (Vida 8,6-7).

Teresa de Jesús
Teresa de Jesús

Si recordamos la entrada sobre Evagrio y los demonios o condicionamientos mentales, podemos confrontarla con la siguiente cita en la que Teresa describe lo que ella entendía como “demonios” durante la práctica: ¡Son tantas las cosas que el demonio pone delante a los principios para que no comiencen este camino de hecho! … Les pone (el demonio) tantos peligros y dificultades delante, que no es menester poco ánimo para tornar atrás, sino mucho, y mucho favor de Dios (Vida 11,1-4) Y muy segura, añade: Si ponéis cuidado, en un año, y quizá en medio, saldréis con ello (Camino 29,9). San Juan de la Cruz resalta la heroicidad de la continua práctica de la «oración mental» en uno de sus bellos escritos: Porque como esta alma había de salir a hacer un hecho tan heroico y tan raro, que era unirse con su Amado divino, afuera, porque el Amado no se halla sino afuera en la soledad (Noche, libro II, 14,1), salió. Estando ya mi casa sosegada.

Ante las dificultades que se presenta durante la práctica de la «oración mental» Teresa exhorta a tener una firme determinación: Digo que importa mucho y el todo una grande y muy determinada determinación de no parar hasta llegar a ella (a beber del agua de la vida), venga lo que viniere, suceda lo que sucediere, trabájese lo que se trabajare, murmure quien murmurare, siquiera se llegue allí, siquiera se muera en el camino…, siquiera se hunda el mundo (Camino de Perfección 21,2).

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s